Top Ocholeguas

¿Qué hay de nuevo en Edimburgo?

La capital de Escocia sigue siendo uno de nuestros destinos favoritos cada verano cuando se celebran sus famosos festivales y se convierte en el mayor escenario cultural del planeta. Este año además cuenta con algunas sorpresas y regalos para los que se animen a visitarla. Aquí te desvelamos los más interesantes.

1. Varios museos se reinventan

En menos de un año dos de los grandes museos nacionales de Escocia han vuelto a reabrir sus puertas después de una profunda remodelación. Por un lado el National Museum of Scotland ha ampliado su espacio expositivo y ha inaugurado varios restaurantes. Este verano además presenta a partir del 13 de julio una gran exposición dedicada a Catalina La Grande y su época. Por otra parte, la Scottish National Portrait Gallery ofrece nada menos que 17 exposiciones dedicadas a diferentes aspectos del mundo del retrato para conmemorar su reapertura hace unos meses, destacando por ejemplo 'Blazing with Crimson', una muestra dedicada a personajes entre 1680 y 1780 que ya utilizaban falda o kilt con sus cuadros o tartan correspondiente.

2. El regalo de la Reina

Palacio de Holyroodhouse.

Para conmemorar sus sesenta años de reinado (Diamond Jubilee), Isabel II ha permitido que se expongan en la Galería del Palacio de Holyroodhouse hasta el 4 de noviembre los tesoros de su colección privada. Se han seleccionado 100 obras maestras incluyendo óleos de Canaletto o Rembrandt. Es una buena ocasión para conocer en profundidad el Palacio Real que utiliza la Reina en sus visitas oficiales a Escocia. Y ya que estamos con los símbolos de la monarquía por qué no revisitar el famoso yate Britannia que después de servir a la familia Real durante muchos años reposa en el puerto de Leith en Edimburgo y es una de las grandes atracciones de la ciudad.

3. La velocidad de la luz

Desde el 9 de agosto al 1 de septiembre y como parte del Festival Internacional de Edimburgo, cualquier persona en buenas condiciones físicas puede convertirse en protagonista de una obra experimental que iluminará cada noche de forma insólita el parque real de Holyrood y muy en especial su cima, Arthur's Seat. Está previsto que se apunten cada día cientos o quizás miles de voluntarios a los que se entregará trajes reflectantes especialmente diseñados para este evento. Siguiendo las direcciones de los diseñadores del proyecto, tendrán que correr siguiendo determinadas pautas para ir creando alucinantes efectos lumínicos que se podrán ver desde cualquier punto de la ciudad. La experiencia cuesta 24 libras.

4. Edimburgo secreta

Gilmerton Cove.

La capital de Escocia sigue explotando su lado más misterioso y oscuro. Hasta ahora la máxima atracción en ese campo era visitar Mary's King Close, un callejón de la Royal Mile que hubo que sellar en el siglo XVIII por razones higiénicas. Sin embargo, éste ha sido desbancado por el laberinto de túneles descubierto bajo la Drum Street, en el barrio exminero de Gilmerton. Durante la visita, organizada por www.rosslyntours.co.uk, se especula sobre su historia y se habla de sus fantasmas. Y hablando de fantasmas, la muy recomendable agencia española afincada en Edimburgo www.viajarporescocia.com ofrece un Tour de los Fantasmas en español muy original.

5. Teatro en la Torre de Babel

Una de las grandes experiencias de este verano (entre el 11 y el 28 de agosto) será con toda probabilidad asistir a alguno de los tres grandes espectáculos del Royal Highland Centre. Sus gigantescas dimensiones son perfectas para montar las últimas producciones de tres 'vacas sagradas' del teatro europeo. Por un lado, Ariane Mnouchkine, alma mater del Théâtre du Soleil, presenta su particular versión de la novela póstuma de Julio Verne Les Naufragés du Fol Espoir(Aurores). Por otro, el suizo Christoph Marthaler en colaboración con el Theater Basel, se atreve con una versión de My Fair Lady, y el polaco Grzegorz Jarzyna riza el rizo con 2008:Macbeth, donde traslada el drama de Shakespeare desde Escocia a Oriente Medio. Más información en www.eif.co.uk

6. La mejor cocina escocesa

The Honours.

Ya hace tiempo que se puede comer muy bien en Edimburgo. La gran novedad este año es que además lo puede hacer sin arruinarse. El gran chef Martin Wishart -para muchos especialistas la referencia incontestable de la alta cocina en Escocia-, ha abierto The Honours, un restaurante brasserie en pleno centro -58ª North Castle Street-, con precios asequibles. En esta línea destaca también Bondº9, ubicado en un antiguo almacén de whisky; The Cellar Door en Goerge the IV Bridge, y Mark Greenaway en el 12 de Picardy Place. Otra gran noticia es el aterrizaje inminente del mediático Jamie Oliver en los históricos Assembly Rooms, con un restaurante económico de cocina italiana.

7. ¿Hotel, Apartotel o Boatotel?

Aunque ahora con cuentagotas y bajo nuevas fórmulas, siguen inaugurándose nuevos hoteles en Edimburgo. El último en hacerlo es Atholl 11, el último proyecto de Inverlochy Castle Management International que ya ofrecen alojamientos en alguno de los palacios más espectaculares de Escocia. Su entrada en la capital es aparentemente discreta pero con la pretensión de ofrecer las cuatro suites más lujosas de la ciudad a partir de 1.300 euros la noche. Como en otras grandes ciudades se están consolidando los aparthotels. Uno de los mejores en la capital, con una buena relación calidad precio, es el Frasers Suites que abrió hace algo más de un año. Aunque si se busca algo original nada puede competir con el Foursisters Boatotel en el embarcadero principal del Union Canal.

8. Picasso se cuela en Escocia

Detalles obras de Picasso.

La exposición más importante que se va a celebrar este verano en Edimburgo va a ser 'Picasso and Modern British Art' en la Scottish National Gallery of Modern Art. A través de 150 obras muy escogidas se podrá comprobar no sólo la relación del artista de Málaga con la cultura británica, pero también su influencia en artistas como Henry Moore, David Hockney, David Sutherland o Francis Bacon. Otras muestras extraordinarias son: 'De Van Gogh a Kandinsky' (Scottish National Gallery); la retrospectiva de 'Philip Guston' (Inverleith House); una revisión de Ian Hamilton Finlay (Ingleby Galley) y la muestra del misterioso Dieter Roth (Friutmarket Gallery).

| Descárguese aquí la guía práctica de Edimburgo en formato pdf

Foto